Morrissey afortunadamente se equivocó

5 noviembre, 2008

Recuerdo una canción de Morrissey llamada “America is not the world“.

In America, The land of the free, they said, And of opportunity, In a just and a truthful way.
But where the president, is never black, female or gay, and until that day,
you’ve got nothing to say to me, to help me believe

Bueno, pues Morrissey, a pesar de que me encanta, se ha llevado un Owned mayúsculo.  Barack Obama ha vencido en las elecciones a McCain y será el nuevo presidente de los Estados Unidos.

Sinceramente, el mundo lo necesitaba como el comer. BRAVO.


No soportaba a Amaia Montero

22 julio, 2008

O eso es lo que puedo pensar después de oir el nuevo single de La Oreja de Van Gogh cantado por Leire, otra de esas cosas que me perdí cuando estaba de vacaciones y el único medio que veía/leía era el As (bastante más serio que algunos periódicos de información general, por cierto). El tema es “El último vals” y no deja de ser pop comercial como tantos otros se han hecho. Sin embargo, a diferencia de anteriores canciones de LODVG, esta me ha gustado a la primera escucha.

Realmente este grupo nunca me gustó. Siempre me pareció un grupo 100% ñoñosti (ñoño y guipuzcoano, como Ubago o Erentxun), con unas letras pastelosas, fresas e incluso sobrevalorado. No comprendí como pudo triunfar “El 28”, aunque esto también me pasa con otros grupos (Melendi, Andy y Lucas, los Estopa a partir de su segundo CD, etc etc) y pienso que canciones como “20 de Enero” o “Muñeca de trapo” deberían estar prohibidas a los diabéticos.


El ego

Pero tras escuchar “El último vals”, me puse a pensar: ¿como serían el resto de canciones cantadas por Leire? Si, posiblemente sigan siendo igual de pastelosas, pero al menos ella le imprime una voz más normal. Parte del azúcar de las canciones de La Oreja venía por parte de la cantante, que tiene una voz bastante peculiar y, para algunos como yo, insoportable. Por ejemplo, hay algunos temas como “Pop” o “Los amantes del círculo polar” que por otros grupos me gustarían más. Y prefiero la voz de Leire a la de Amaia por una cuestión de naturalidad.

Aquí, a diferencia de lo que hicieron otros grupos como Dover, pienso que el cambio fue para bien. Además, cuando Amaia dice en entrevistas que prepara “el mejor disco en español de la historia” no podemos hacer otra cosa que descojonarnos de ella… y decirle que escuche a Los Rodriguez.

Eva Perales debe estar ahora que no se lo cree (y dando palmas)