Top 3 de mascotas horribles: y el ganador es…

26 septiembre, 2008

Y la mascota más horrible del fútbol, la que se lleva la medalla de oro en cuanto a fealdad, no es otra que… ¡Choclito! mascota de la Copa América de Ecuador 1993. En serio, ¿a quien se le ocurrió eso? XD

La mascota elegida para la Copa América que albergó en 1993 representa nada menos que una mazorca de maiz con piernas que juega fútbol. Ya de por si la idea es como de alguien que se zampó unas setas alucinógenas (o el consabido choclo aromatizado con alguna otra sustancia), pero además no puede faltar el toque nacional con el que intenten identificar al público con algo que no tiene ni pies ni cabeza, y por supuesto amplias sonrisas para agradar al público infantil.

Ni que decir tiene que en Ecuador la elección causó polémica porque según algunos medios “no era representativa del país”. La verdad es que era chungo buscar algo representativo de allí, pero siempre se espera algo bastante más simple para estos casos en los que uno no sabe que hacer. No se; un perro, un gato, un Delfín Quishpe… Ya me veo al diseñador contratado bastante apurado el día antes de la entrega, sin ideas, y mientras comia una mazorca se dijo a si mismo “Eureka!”.

En resúmen, Choclito vencedora e incluso peor que Naranjito (porque aquí le acabamos amando, allí pasaron de Choclito a lo Poochie). Y este fin de semana nuevo especial de curiosidades de TV, no os lo perdais.

Y para nosotros Cigarrín sigue siendo
el vencedor moral.


Top 3 de mascotas horrendas del fútbol: el puesto número 2 es de…

25 septiembre, 2008

En el puesto 2 he decidido poner a un bicho que repitió en dos ocasiones su condición de mascota. No es otro que Berni (1988 y 1992), el conejo que la UEFA usó durante 2 Eurocopas como mascota y que afortunadamente la “Naranja Mecánica” en el 88 y la sorprendente Dinamarca en el 92 lograron camuflar. Sin embargo, ahí estoy yo para poner a caldo esta cosa.

Tras las dos anteriores mascotas de 1980 y 1984, la UEFA decidió que la tendencia que estaba siguiendo desde 1976 de emplear un logo fijo para el campeonato podría introducirse también en algo tan trivial como las mascotas. Y después de deliberarlo, decidieron que lo mejor era… un conejo vitaminado. Ole sus huevos. No me gusta porque es bastante fácil; simplemente es un conejo jugando fútbol. Vale, Gauchito también era fácil pero al menos tenía algo identificativo. Berni no tiene elementos del país donde se albergó ese año la Eurocopa (Alemania), y siempre he creído que era un plagio de Bugs Bunny en pobretón.

Como si fuera poco, la UEFA decidió volver a contar con “sus servicios” (léase “no me apetece contratar otro publicista”) en 1992, repitiendo su mascota con ligeras variaciones y tal vez tratando de darle algo de carisma del que carecía. Podría considerarse como error de bulto en marketing, pero de eso a los españoles nos daba igual porque teníamos una selección tan lamentable que, tras perder incluso contra ¡Islandia!, no jugamos ese campeonato. Tras la baja audiencia de esa Eurocopa y los nuevos países ex-soviéticos y ex-yugoslavos, la UEFA decidió dar un giro de 180º y cambió su modus operandi eliminando la mascota fija. En la foto de abajo podemos ver una reacción de sus seguidores:

Y mañana conoceremos a la mascota más horrenda de los torneos de fútbol. Podeis hacer apuestas.


Top 3 de mascotas horrendas del fútbol: puesto número 3 para…

24 septiembre, 2008

En tercer lugar de las “mascotas horrendas” está Juanito de México 1970. Si, era una de las primeras mascotas de la historia del fútbol pero no por ello deja de ser horrible.

Recordemos que en 1966 el Mundial FIFA tuvo por primera vez una mascota, que era el simpático león Willie. Un león majo, con un aspecto duro y noble, que encandiló a la FIFA hasta el punto de que decidiesen establecer las mascotas como una práctica oficial. Así que cuando llegó el Mundial de México 1970 muchos esperaban un alarde de creatividad por parte de un país al que le sobra eso mismo.

Sin embargo, lo que salio fue “Juanito”. ¿Y por qué entre tantas mascotas está en nuestra lista? Pues principalmente por su aspecto. Juanito era una simple persona con la camiseta de su selección y un sombrero mexicano que le otorgaba poco a su nula personalidad. Pero es que encima esta mascota estaba gorda. El “Barrilete cósmico” mariachi, por así decirlo. Si pretenden que con las mascotas se atraigan a los niños y se muestren los valores del deporte, ¿por qué ponemos a Caótico Fanegas?

Así que sin carisma y sin estilismo, la mascota queda relegada a este Top. Hay que decir que cuando albergaron otra vez el Mundial en 1986 les salió una mascota que para mi gusto era mejor, Pique. Seguía con estereotipos del país (tacos, chili, bigotón), pero era bastante más agradable a la vista que Juanito. Y menos mal que por entonces no existía la feliz idea de hacer peluches de las mascotas.

Y mañana, una mascota aún peor ocupará nuestra segunda posición en el Top 3!


Mascotas de fútbol

23 septiembre, 2008

Sudáfrica ha elegido su mascota para los Mundiales de Fútbol de 2010, dos años antes de celebrarse como ya es tradición. No, no es “Simba y los mundiales” (¿Se acuerdan de esa horrible serie? Africa Africa Aaaafrica, Africa vencerá) sino un leopardo llamado “Zakumi”. Como en peluche es horroroso, mejor que veamos el dibujo.

Esto me ha llevado a pensar en como rellenar una semana del blog en la que tampoco tenía más pensado. Prepárense para ver las mascotas más horrorosas en un Top 3 que nos llevará todo lo que quede de la semana. Desde luego, Zakumi es mucho mejor que las anteriores mascotas de 2002 y 2006. Porque, ¿alguien sabe sin mirar en Google quienes eran? Si tenían menos carisma que Poochie!

Las de 2002 se llamaban Ato, Kaz y Nik. Eran una cosa amorfa que a mi por lo menos me recordaba a los chaos de Sonic, y que encima eran 3 por aquello de que para vender el merchandising es mejor tres mascotas que una (sino que se lo digan a China y sus pandas) y, en comparación con Footix de Francia ’98, fueron poco vistas.

Pero la catástrofe llegó con las mascotas Goleo VI de Alemania ’06. Eran tan malas y tan poco representativas de Alemania (la crítica principal), que la empresa que las diseñó quebró. ¿A quien coño se le ocurriría hacer ese peluche horrendo y una pelota con boca? De hecho, todo el carisma se lo llevó el logotipo de los mundiales de ese año con las caritas sonrientes.

Y durante los próximos días ya sabeis: top 3 con la creme de la creme de las mascotas horrendas.